lunes 24 de febrero del 2020

De otro pozo: "Su mejor historia"

su_mejor_historia_telon_pampeano.jpg

“Su mejor historia”

* Por Gisela Colombo

Una película inglesa titulada como “Their Finest” y traducida a la fórmula “Su mejor historia” fue estrenada en 2016. Hoy está disponible en streaming. Dirigida por Lone Scherfig, cineasta danesa, tomó el argumento de Lissa Evans, de su novela que lleva el mismo título. Luego, lo convirtió en guión la pluma de Gaby Chiappe.

Gemma Arterton (Catrin Cole), Sam Claflin (Tom Buckley) protagonizan, mientras Bill Nighy está excelente en un desempeño de reparto. ¿De qué se trata la historia?

Corre el año 1940 y Londres es diariamente bombardeada por la Luftwaffe, la fuerza aérea alemana. Catrin, una mujer joven, ha escapado de su pueblo con un pintor y tiene no sólo la esperanza sino también el anillo comprado para casarse con él en cuanto puedan. A tal punto lo da por hecho que se presenta como la “Señora Cole”. Pero la guerra los somete a una falta de recursos preocupante. Su prometido intenta mandarla de vuelta a su ciudad, pero Catrin resuelve de otro modo los problemas: busca un empleo. Pronto estará trabajando para un Ministerio de propaganda, abocada a construir un guión para una película cuyo propósito es mantener a la población a flote, emocionalmente hablando. No es fácil la faena. Pero si casi todos los varones en edad productiva están distribuidos por Europa, luchando batallas inagotables, las películas deben apuntar a un público femenino. Es por ello que Tom Buckley, el guionista jefe acepta la incorporación de una escritora para enriquecer con una “mirada femenina” el film que vemos construir y luego rodar. Cine hecho por y para mujeres.

Como si aquel momento hubiese sido una primicia de la sociedad contemporánea, emplean a Catrin, aunque con un sueldo menor, naturalmente, al que habría cobrado un hombre. Ella produce los pasajes más “femeninos” en principio, pero pronto van confiándole mucho más, a fuerza de ver una y otra vez el talento con el que escribe. Buckley, joven y atractivo, la trata duramente cuando en realidad tiene aspiraciones románticas que no saldrán a la luz de entrada. No hasta que el hombre sepa que ella no es una mujer casada y que su prometido acaba de abandonarla.

Este cine dentro del cine es un recurso muy afín a la literatura británica. El mismo Shakespeare abusó del teatro dentro del teatro, haciéndose eco de “el teatro del mundo”, un tópico quizá mucho más sondeado en España pero que recorrió toda Europa. En los dramas isabelinos se desnudaba el proceso por el cual personajes como dramaturgos, directores, actores y empresarios teatrales trabajaban el concepto de credibilidad en la puesta en escena. Aquí, nos permiten acceso al acto creativo que supone dar estructura a un guión.

su_mejor_hitoria_1.jpg

Esa génesis es el modo en que se explicita el valor enorme del cine como propaganda; pero también la situación dramática y los esfuerzos de la sociedad para sobreponerse a ella.

Además, el rescate de aquel momento y la historia de esta escritora ponen en foco el asunto de la reivindicación del papel femenino. Ausentes los hombres, las mujeres debieron hacerse cargo de las tareas necesarias. En las primeras escenas del film, una serie de imágenes en blanco y negro nos muestran el trabajo fabril hecho exclusivamente por mujeres. ¿Lo que fabricaban? Balas. Las que usarían sus padres, esposos e hijos en el campo de batalla.

El marco de la historia es trágico. Sin embargo, el humor y el juego del ejercicio creativo alivianan la película como debieron aliviar Buckley y Catrin el relato del film sobre dos gemelas que rescatan con su pequeña embarcación a soldados varados en “Dunkerque”

Si bien la liviandad es lo que prevalece y puede criticársele, vale la pena mirarla porque es una comedia romántica pero está atravesada por causas serias, algunas todavía pendientes hasta el día de hoy. Causas que ninguno osaría ignorar en el aquí y ahora.

logo

La Pampa // Argentina

NO TE PIERDAS LAS ULTIMAS NOVEDADES!
CONECTA CON NOSOTROS.