miércoles 22 de noviembre del 2017

Color y transparencia en un material alucinante

Estamos hablando de la transformación del vidrio como elemento de joyería y objetos preciosos. La invitada a teorizar y meter fuego a la charla es Florencia Chamorro, en el intercambio de Tras La Obra.

 Chamorro_rotador01.jpg

El objetivo central de este módulo de Telón Pampeano es parapetar la dinámica informativa coyuntural e intentar detenerse, analizar, profundizar. En Tras La Obra proponemos diseccionar el trabajo -es decir el resultado-, en conjunto con su creador.

En el epicentro siempre está el fruto, pero mediante algunas inquisiciones que actúan como disparador, los invitados –generalmente personas relacionadas con la artes visuales- van contando (y se van preguntando) cómo es que llegaron hasta allí.

En este viaje nos acompaña hoy Florencia Chamorro. Ella se acercó al vidrio en el 2004 y su magnetismo no la dejó separarse jamás. Realiza joyería y “objetos” que son preciosos, en el sentido de que parecen –son- únicos e irrepetibles. Producen la sensación de que se está en presencia de un juguete, pero de vidrio, es decir el dulce encanto del peligro. El colorido, la forma y hasta el tamaño, así lo inducen. A esto habría que adicionarle la manera de trabajar el material, que es –básicamente- jugar con fuego.

El enigma del vidrio atrapa al Hombre desde siempre. Y su decodificación requiere algo de alquimia, mucha prueba y tener la paciencia necesaria para controlar factores que si no se amalgaman correctamente, no se llega a materializar el objetivo. Pero, sobre todo, es un Arte, ya que –en esta propuesta de frenar y buscar la perspectiva- cuando uno observa cualquier cosa de vidrio piensa en el cómo de su construcción. Bien, aquí está Chamorro para derribarnos todo el palabrerío: “yo no soy una artista, hago joyería y algunos objetos”, dice, implosionándonos la pompa.

Chamorro_interior01.jpg

¿Qué técnica utiliza en su trabajo y por qué?

En las piezas que produzco, que son joyas contemporáneas y pequeños objetos, hago uso de varias técnicas y procesos relacionados directamente con el material que trabajo, que es el vidrio. Una de las técnicas es el lampworking o vidrio a la flama en la que a partir de un soplete que quema gas propano (gas natural) mezclado con oxígeno, se funden varillas de vidrio (denominadas suaves o blandas por su composición química) que se modelan a través del uso de diferentes herramientas para dar forma o soplar.

¿Qué fue lo que definió su vocación?

No lo sé, nunca lo había pensado como vocación, si bien siempre tuve interés en las expresiones artísticas se ha ido manifestando espontáneamente. Y se potenció con el paso del tiempo y las circunstancias vividas, más el hecho cotidiano que es compartir la actividad con mi pareja con la cual tenemos una marca que nos identifica que es Arte Niba glass designs, todo eso hace a mi oficio.

Chamorro_interior03.jpg

¿Cuál es su formación?

Mi formación comenzó en el año 2004 en el taller de una artista pampeana que es Susana Machado y siguió en Buenos Aires en diferentes seminarios con artistas vidrieros argentinos y de otros países.                                                                                                                                                                    

¿Fusiona usted su disciplina con alguna otra manifestación del arte o la cultura?

Fusiono mi disciplina con la escultura en pequeño formato y también me sirvo de la pintura.

¿Qué temas son los que más le interesan?

Me atraen la flora, la fauna, las nubes, la lluvia, el cosmos, las personas y sus mundos interiores, la magia, los adornos corporales, la historia.

¿De qué se alimentan sus procesos creativos?

Está atravesado en este momento por el material que estoy usando y sus posibilidades plásticas, la transparencia que permite la refracción de la luz, que se pueden generar imágenes dentro de él y aparecen formas que se parecen mucho a las medusas y otras veces son como pedazos del cosmos que están suspendidos dentro del vidrio.

¿Cómo describiría su estilo?

No lo tengo, ni siquiera me pienso dentro de un estilo.

¿Qué es lo que le deja cada obra?

Me deja la satisfacción de poder plasmar una idea.

¿A quién admira?

Contemplo con interés la obra de artistas vidrieros como Vertil Vallien, Preston Singletary, Carmen Lozar, de los maestros Murieses que son grandes artesanos del vidrio con obras magníficas y se les reconoce después de tener treinta años en el oficio. Me asombra la obra de Miriam DiFiori, artista del vidrio argentina, que es reconocida en Italia como maestra vidriera. Me interesan los artistas pampeanos, de algunos poseo obras que atesoro como parte de una mini colección.

¿Qué significa para usted el arte?

Es un ejercicio subjetivo, suelta el mundo interior de quien lo practica y una vez que está materializado, tiene el poder de trascender.

chamorro_interior02.jpg

Algunos datos

Florencia Chamorro es santarroseña, nació el 12 de abril de 1978.

Se formó e incursionó en diferentes técnicas del vidrio desde el año 2004.

Ha realizado varias exposiciones, entre ellas en la Cámara de Diputados de la provincia de La Pampa en el 2007. Exposición de joyería contemporánea –Murano en La Pampa- Arte Propio (2014). Exposición de joyería contemporánea (Arte Niba Glass designs) Cámara de Diputados (2015).

También ha recibido el Primer Premio en el Salón de Artes Visuales de la Provincia de la Pampa - Artes del fuego. Disciplina vidrio (2014) y ha participado del Salón Nacional de Creatividad y Diseño Artesanal de Berazategui (2015).