lunes 23 de julio del 2018

¿Querés experimentar Contact Improvisation?

contact.jpg

El sábado 23 de junio la bailarina y docente Diana Oliva dará un Taller de Contact Improvisation en Colibrí Studio, con entrada a la gorra.

La intención de Oliva es ofrecer la posibilidad de que l@s pampean@s descubran y se interioricen en la práctica de esta disciplina. Cualquier interesad@ puede participar del taller ya que no se requiere experiencia previa.

La cita es el sábado 23 de junio de 17 a 19 horas en Emilio Civit 370 de la capital pampeana. Para inscripciones pueden contactarse a Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

El Contact Improvisation (CI) es una modalidad de danza basada en la improvisación y en el contacto físico entre los bailarines. Se centra principalmente en la comunicación, la cooperación, la escucha y la generación de habilidades motrices a través del contacto, el respeto por las posibilidades y decisiones individuales, la responsabilidad de mantener la integridad física de todos los participantes y la igualdad de todos los bailarines en cuanto a su capacidad para participar en la danza. Para la práctica del CI se ponen en práctica todo tipo de habilidades motrices y sus principios pueden colaborar en la educación en valores de los practicantes. Para su iniciación, se propone una estructura de progresión que se inicia con una familiarización con el contacto corporal y finaliza con el juego de la improvisación libre.

El reto se centra en hacer aflorar esas capacidades de conciencia corporal que facilitan la comunicación con el otro, que nos muestran el espacio y a uno mismo desde caminos sensoriales, y que nos amplían nuestra libertad en la toma de decisiones.

Los inicios

A principios de los 70, Paxton realizó un experimento con la colaboración de Stark Smith, en el que participaron jóvenes de diferentes campos artísticos, danza, artes marciales, deportistas… Tras una búsqueda por encontrar diferentes formas de relacionarse con el cuerpo humano mediante el tacto y el espacio, halló nuevas fuentes de movimiento que dieron lugar a la elaboración de su propio método, al que denominó Contact Improvisación (DCI).
En 1972, Steve Paxton estrenó su obra Magnesium, con la que se puede decir que nació de “forma oficial” el Contact Improvisación . Durante la década de los 70 en adelante este género tuvo un gran despliegue en  Estados Unidos, difundiéndose por toda Europa durante la década pasada y rompiendo con las expectativas técnicas de muchos bailarines del momento.