jueves 18 de julio del 2019

NO DETIENE SU MOTOR

Toca Riff en Santa Rosa.

Riff00.jpg

* Por Luciano Gaich

Una de las bandas legendarias, pilares del rock nacional y sobre todo del rock pesado, vuelve a las rutas. Y llega a Santa Rosa.

Y es que es la banda de Pappo. El grupo se inició en Buenos Aires en 1980, cuando Norberto Napolitano regresó al país luego de una estadía en Inglaterra, donde tomó contacto con las nuevas tendencias, especialmente el punk y la Nueva Ola del Metal Británico (NWOBHM sus siglas en inglés). Fue con ese bagaje de Sex Pistols, The Clash, Saxon, ADCD y Motorhead que decidió formar Riff. No iba a ser suave y placentero el camino, ya que en Argentina estaba bajo la bota de la dictadura militar, por lo que el pelo largo, las camperas de cuero con tachas y la música pesada eran poco menos que un delito.

También Michael Peyronel (baterista y compositor de muchas de las canciones) también venía de Europa, en este caso de Francia, donde había tocado en una banda punk y recorrido el circuito emergente en aquella época. Esa alineación primigenia se completaba con Boff Sarrafiore en guitarra y Vitico en bajo.

Para aquella época iniciática Riff tenía –verdaderamente- el relieve de una banda internacional. Esto se debía a un diseño de producción que incluía el uso de videoclips de los temas –algo completamente novedoso- y shows cargados de parafernalia lumínica, sonora y visual. Realmente esta agrupación sonora pateó el tablero en lo que hace a lo que debe ser un recital y cómo se debe encarar la grabación y promoción de material discográfico. Todo esto considerando que tocar heavy metal en Argentina en el año 1981, ya era impactante de por sí.

Con esa formación el grupo visitó Santa Rosa por única vez, allá en el inicio de la década del ’80; tocando en el desaparecido boliche Kascote. Pero esa historia merece una nota aparte.

Riff02.png

Grabaron su álbum debut, “Ruedas de Metal” en los estudios de Argentina Televisora Color, en cuatro días, e hicieron su primer Obras al siguiente año de la fundación. Cuando casi terminaba ese mismo ’81, sacaron al mercado “Macadam 3...2...1...0

Luego de la edición de “Contenidos”, su tercer álbum de estudio, participaron en 1982 del legendario BARock en el que V8 -la otra banda metalera, que había sido parte del festival por las gestiones que habían hecho ante los organizadores los mismos Riff- se enfrentó con el público. Las fotografías de ese famoso día son muy significativas: se ve a los Riff en el back stage ataviados con ampulosas cazadores de cuero minadas de portentosas tachas, al mejor estilo de los villanos de Mad Max. Es que por aquellos años la banda tenía, además del aspecto, una orientación en sus letras hacia un mundo apocalíptico y cyberpunk sin ley, sobre todo motorizado por el gusto particular de Peyronel por esa onda.

La banda anuncia su separación en 1983, aunque dos años después retorna a los ruta con una alineación renovada, compuesta por Pappo en guitarra y voz, Vitico en bajo, Oscar Moro en batería y Juan Antonio Ferreyra (JAF) en guitarra y voz, y con un cambio de estilo, virando del heavy metal al hard rock.

RIFF03.jpg

Así grabaron “Riff VII”, “Riff and Roll” (en vivo) y volvieron a separarse y emprender distintos proyectos. Pappo se radicó en Estados Unidos. A partir de aquí hubo sucesivas y cortas reuniones, y la edición de “Zona de Nadie”, “Riff en vivo” y “Que sea rock”, último disco de estudio de la banda.

El año pasado, y tras la muerte de Pappo, la maquinaria se rearma con Vitico, JAF, Juanito Moro (hijo de Oscar) en batería y Luciano Napolitano (hijo de Pappo) en guitarra y voz. De esta manera llegarán a Santa Rosa el sábado 15 de junio. El encuentro será en el Club Argentino de Gobernador Duval y Antártida Argentina, a las 21 horas, con los locales de Yarará abriendo el show.